Roger Waters apuntó contra Argentina durante su recital en Santiago “Pensé que eran mis amigos”

Roger Waters

El músico británico Roger Waters llevó a cabo una poderosa actuación en el Estadio Monumental David Arellano de Santiago, abordando brevemente los problemas que enfrentó en su gira por Sudamérica antes de llegar a la capital chilena.

Antes de interpretar “The Bar”, una canción creada durante la pandemia, Waters se refirió a la controversia que rodeó sus presentaciones anteriores en Montevideo y Buenos Aires, donde enfrentó cancelaciones de reservas de hotel debido a diferencias políticas.

Roger Waters

Duras palabras de Roger Waters para los trasandinos

“Es tan bueno verlos aquí, en Santiago de Chile. Gracias por venir”, comenzó diciendo el artista. “El último par de presentaciones fueron en Argentina y…. jajaja”, agregó luego.

“Pensé que eran mis amigos, como las personas de Chile son mis amigos, pero no me dejaron quedarme en ninguno de sus hoteles, lo que fue raro, ¿no lo crees?”, se sinceró.

Luego de eso explicó: “Y la razón [de que lo hicieran] fue porque creemos en cosas diferentes, ellos y yo, voy a decir esto muy rápido, sé que ustedes los saben, pero lo voy a decir igual, yo creo en derechos humanos igualitarios para todos mis hermanos y hermanas en todo el mundo, sin importar de su etnia o su religión o su nacionalidad y eso por supuesto incluye a nuestros hermanos y hermanas en Palestina”.

Roger Waters

Waters mencionó que en Uruguay y Argentina tuvo problemas con reservas de hoteles debido a diferencias de creencias, explicando que la cancelación de alojamientos se debió a sus posturas a favor de los derechos humanos en Palestina. “Yo creo en derechos humanos igualitarios para todos mis hermanos y hermanas en todo el mundo, sin importar su etnia, religión o nacionalidad, y eso incluye a nuestros hermanos y hermanas en Palestina”, afirmó el músico.

La controversia no detuvo la presentación de Waters en Chile, ya que la Corte de Apelaciones rechazó un recurso de protección presentado por la Comunidad Judía para restringir el concierto.

A pesar de las críticas previas, Waters se centró en la proyección de imágenes de víctimas de bombardeos en Gaza y mostró un cartel instando a “detener el genocidio”. Aunque no mencionó directamente al gobierno de Israel durante la actuación, su postura a favor de los derechos palestinos ha sido una fuente constante de controversia.

Roger Waters

La respuesta del público chileno fue mixta, con algunos abucheos cuando mencionó a Argentina, pero también con fuertes ovaciones.

La actuación de Roger Waters no solo fue un evento musical, sino también un espacio donde se expresaron posiciones políticas y se abordaron temas controversiales en el escenario internacional.

ARTÍCULOS RELACIONADOS