Abogado Claudio Rojas apunta contra Naya Fácil: “Hay que asumir la responsabilidad en la cultura del delito”

Claudio Rojas

El reconocido abogado Claudio Rojas no se guardó nada tras la encerrona que sufrió la influencer.

Claudio Rojas, conocido abogado mediático y panelista recurrente en el matinal “Tu Día” de Canal 13, sorprendió a la audiencia con una reflexión inesperada sobre la reciente encerrona sufrida por Naya Fácil, una popular influencer de nuestro país.

El incidente ocurrió en la comuna de La Florida, donde intentaron robarle su automóvil. Al analizar los videos del suceso, Rojas apuntó sus dardos contra la propia influencer y su pasado, sugiriendo que ella había contribuido a la cultura del delito.

Claudio Rojas

Las palabras de Claudio Rojas

“Siempre lamento que haya una víctima”, comenzó Rojas, “pero hay gente que durante muchos años también idolatró la cultura del delito, aportó y se acercó mucho a eso, lo abrazó y encontró que era lo más normal”. Esta declaración claramente apuntaba a Naya Fácil.

El abogado instó a Naya a asumir la responsabilidad de su papel en la cultura del delito, refiriéndose a su historial en las redes sociales. “Me da mucha pena, pero también hay que reconocer cuando te equivocas en la vida”, agregó.

Rojas también comentó sobre el costo de presumir posesiones materiales en las redes sociales, sugiriendo que esto podría haber atraído la atención de los delincuentes. “Mucha gente presume de las cosas materiales que tiene en redes sociales. Eso tiene un costo, que los delincuentes ahora buscan lo que tú andas portando”, explicó, haciendo referencia a las publicaciones de Naya en la web.

El abogado destacó además que el automóvil llamativo de Naya, que todos podían identificar fácilmente, la hacía aún más vulnerable a este tipo de ataques. “Te pusiste una marca sola encima, para el ataque de los delincuentes”, concluyó.

Esta reflexión de Claudio Rojas ha generado un debate sobre la responsabilidad que tienen las personas influyentes en la sociedad, así como la vulnerabilidad que pueden enfrentar al compartir su vida en las redes sociales.

La encerrona que sufrió Naya Fácil

La influencer Naya Fácil fue víctima de una violenta encerrona en la comuna de La Florida. De acuerdo con los primeros antecedentes, el incidente ocurrió en plena madrugada y culminó con su automóvil rosado totalmente destruido después de chocar contra una casa. “Acabo de chocar el auto, me acaban de hacer un portonazo (por la encerrona). Nos íbamos a juntar aquí, porque una niña me iba a maquillar. Eran unos pendejos”, dijo, a solo segundos del impacto, en medio de una improvisada transmisión en vivo. También reveló que “intenté retroceder y no me retrocedía el auto. Me bloquearon el auto, por eso lo choqué a cagar. Me tiraron al suelo y me dijeron ‘sácate los aros de oro'”. Sin embargo, en las grabaciones que compartió en las redes sociales, la influencer aclaró que no llevaba nada de oro y que, de hecho, los delincuentes ni siquiera le generaron temor.

La cultura del delito y la responsabilidad individual: un debate que se profundiza

El caso de Naya Fácil y las declaraciones de Claudio Rojas han abierto un debate sobre la responsabilidad individual en la cultura del delito. La influencer, víctima de una encerrona, ha sido señalada por Rojas como parte de una generación que idolatra y normaliza este tipo de acciones. Sin embargo, otros argumentan que nadie merece ser víctima de un delito, independientemente de sus antecedentes o acciones pasadas.

En una sociedad donde las redes sociales juegan un papel importante en la percepción de la realidad y en la formación de opiniones, es crucial reflexionar sobre la responsabilidad que tienen las personas influyentes en la promoción de valores y comportamientos positivos. Si bien es cierto que compartir ciertas experiencias puede ser arriesgado, la responsabilidad última recae en los delincuentes y en la sociedad en su conjunto por fomentar una cultura de respeto y tolerancia.

Mientras tanto, Claudio Rojas ha reafirmado su postura, argumentando que es fundamental asumir la responsabilidad en la cultura del delito, independientemente de la condición de la víctima. Este debate sigue abierto y genera reflexiones sobre la influencia de las redes sociales en la percepción de la seguridad y el riesgo en la sociedad actual.

El caso de Naya Fácil y las palabras de Claudio Rojas ponen de manifiesto la complejidad de este tema y la necesidad de abordarlo desde una perspectiva integral, que tome en cuenta no solo las circunstancias específicas de cada caso, sino también el contexto social y cultural en el que se desenvuelve.

ARTÍCULOS RELACIONADOS