Terrible

"Ando con ganas de llorar, asustada": Kathy Orellana relató en El Discípulo del Chef los minutos de terror que vivió tras sufrir violento portonazo

Kathy Orellana llegó tarde a grabar para El Discípulo del Chef. ¿La razón?, fue víctima de un portonazo junto a su pololo.
miércoles, 17 de noviembre de 2021 · 23:28

Comenzó un nuevo episodio de El Discípulo del Chef y faltaba una de las participantes. Corrían los minutos y Kathy Orellana no aparecía, sin embargo no pudieron esperarla más por lo que dieron el vamos a la primera prueba.

Cuando ya estaban de lo mejor cocinando, apareció la Morenaza de Rancagua y ante la pregunta de Ennio Carota quien quiso saber que le pasó, a qué se debía su retraso, la cantante contó que sufrió un accidente.

"Tuve un accidente, no sé si llamarlo un accidente. Es que me hicieron un portonazo", reveló Kathy.

El hecho ocurrió la noche anterior a la grabación del capítulo en la ciudad de Rancagua. "Fue todo un show, llegamos con mi pololo, nos abrieron las puertas, nos sacaron del auto, me pegué hasta en el tobillo", detalló afirmando que "pero no nos pasó nada grave".

"Yo nunca había vivido algo tan propio, pero me siento súper vulnerable, ando con ganas de llorar, asustada, es cuático. Yo nunca había sido asaltada, es fuerte", contó enseguida.

kathy orellana
Kathy Orellana fue víctima de un portonazo | Captura CHV

A pesar de la terrible experiencia, Kathy llegó al estudio con ánimo para sumarse a la competencia y ahí fue cuando le explicó a sus compañeros por qué había llegado tarde.

"A mi también me pasó", comentó Karen Bejarano, quien destacó la valentía de su compañera por llegar a grabar. "La encuentro súper valiente, porque yo no sé si me hubiese atrevido a salir de mi casa al día siguiente de lo que me pasó. Yo estuve tres meses que no pude salir en auto. La encuentro cojonuda de dar la cara y, a pesar de lo fuerte que vivió estar aquí hoy día".

En tanto, Daniela Aránguiz indicó que "esto le puede pasar a cualquiera, siento que la tenemos que apoyar e incluir". Incluso, recordó la vez que la secuestraron en Brasil.

Así, todos le entregaron su apoyo, y Kathy Orellana logró olvidar, en parte, la amarga experiencia para dar la pelea en las cocinas de El Discípulo del Chef.