Heavy

Lucho Jara reveló desconocida y peligrosa encerrona que sufrió: "Me apuntaron con cuatro pistolas"

Lucho Jara se confesó de varias cosas en un madrugador live con uno de sus amigos. Uno de los episodios que reveló fue un feroz asalto.
domingo, 21 de marzo de 2021 · 16:12

No dijo cuándo había sido. Sólo deslizó que hace unas semanas. Pero aún así, Lucho Jara decidió revelar una desconocida y peligrosa encerrona que sufrió hace algún tiempo, cuando manejaba tranquilamente su vehículo.

El cantante contó el hecho en un madrugador live de Instagram que protagonizó con uno de sus amigos, Rodrigo Tolzien, donde hablaron incluso del escándalo por las supuestas fotos con Nathy Chilena.

Jara se relajó en la conversación, que fue a eso de las 3 de la madrugada. Y acostado en su cama mantuvo una amena comunicación a la que también se sumó el conocido Cebolla, humorista de Fusión Humor.

Fue allí donde el intérprete de Mañana decidió confesar el violento asalto del que fue protagonista, Y partió contando que "me apuntaron con cuatro pistolas".

Luego, relató que "de repente veo que se bajan estos cuatro cabros, enmascarados. Yo no lo conté en ninguna parte, pero el muchacho que me atacó a mí estaba cubierto. Y uno de ellos se fue a mi vidrio de atrás y lo rompe. Y los otros dos me empezaron a golpear los otros dos vidrios. Y uno de los cabros me apunta y yo bajo el vidrio. Y lo quedo mirando y le digo '¿qué quiere hijo? ¿Qué quiere papito que haga?'".

En ese momento, el asaltante se da cuenta de que es el artista. "Me queda mirando y dice 'Lucho Jara'. Y grita 'es Lucho Jara'. Y los otros tres fueron a mirar a la ventana. Y yo me quedo así y los cuatro weones con las pistolas, se quedaron mirando y salieron apretando cueva".

Y agregó que: "me quedé ahí, parado un rato. Y me quedé pensando. No sentí un segundo de miedo. Debe ser porque a estas alturas del partido siento que ya hice una pasada por la vida. No me reí, no me asusté. Pero sí cumplí con algo que siempre le digo a la gente que sí tiene que hacer: no hay que sobre reaccionar, no hay que oponer resistencia".

El cantante manifestó que "yo bajé el vidrio y vi que era un cabro que tenía menos de la edad de mi hijo, debe haber tenido unos 17 años. Y lo veo muy asustado, muy tenso apuntándome. Con muchas ganas de asustarme, y la verdad es que no tenía susto. Como que lo miré diciendo 'hijo, ¿qué quiere, quiere llevarse el auto, me quiere matar, quiere pegarme en la frente?'".

Su reacción hizo que los delincuentes escaparan. Y ahí, Lucho Jara reflexionó. "¿Será que le perdí el miedo a la muerte? Me quedé parado ahí y dije 'bueno, si me toca, está bien".