Hojas amarillas: 3 causas y otros datos que debes conocer

Las hojas amarillas pueden afear nuestras plantas, pero no siempre indican lo mismo.
Hojas amarillas

Los “plant lovers” o amantes de las plantas saben que las hojas amarillas son un problema bastante frecuente y, en ocasiones, de difícil solución. No hablamos del otoño, cuando pierden color y fuerza y caen al suelo para el esperado recambio, sino de ese amarillo que aparece en la punta de las hojas. A veces se queda ahí y otras comienza a avanzar hasta debilitar la mitad de la hoja o más.

Clara, la influencer española fanática de las plantas, con más de 392 mil seguidores en Instagram explica de qué se trata este fenómeno, cuáles son las causas y cómo se podría prevenirlo. Pues, a nadie le gusta que la “flora” de su hogar, cuidada con mucho esmero esté repleta de hojas amarillas. No obstante, la experta tiene mucho por decir al respecto antes tratarlas y/o descartarlas.

Hojas amarillas
Las hojas amarillas pueden aparecer por varias razones.

Hojas amarillas, ¿plagas o ciclos?

Como razones para que las hojas comiencen a ponerse amarillas, la creadora de @plantitiscronica enumera 3:

  1. Sustratos poco aireados.
  2. Mala aplicación de riego.
  3. Falta de humedad ambiental y ambiente seco.
Hojas amarillas
No siempre las hojas amarillas son señal de “enfermedad” en nuestras plantas.

Sin embargo, advierte a sus seguidores que no deben obsesionarse con que sus plantas se vean perfectas. Esto porque “a lo largo del tiempo van teniendo diferentes necesidades y puede que no sepamos prevenirlas a tiempo”, explica. A adu vez, sostiene que “las diferentes necesidades durante las estaciones, la falta de humedad excesiva, la falta de luz… Todo afecta a buen desarrollo y mantenimiento de una hoja”.

En esa misma línea, pone como ejemplo el cado de las plantas que se debilitan. “Tiene alguna carencia, presenta alguna plaga… es normal que empiece a perder hojas o empiecen a perjudicarse”. Por eso, lo ideal es estar atento a las  hojas nuevas que aparecen y al aspecto general de la planta. “Unas pocas hojas ‘defectuosas’ desde hace tiempo que se mantienen estables no debe preocuparnos”, indicó.

Hojas amarillas
En ocasiones se puede prevenir este problema con algunos cuidados diarios.

Pues, quizás no se trate de un “problema actual” y las hojas amarillas solo sean “cicatrices” de un mal rato en el que la planta “no estaba del todo cómoda”. “En cambio, si es un problema actual, y ves cómo tus hojas se están consumiendo. Si debemos actuar y determinar en qué estamos fallando para con nuestras verdes”, comentó.

Y, por raro que suene, la influencer recomienda “aprender a empatizar” con las plantas y su entorno a lo largo del tiempo y a los cambios a los que se expone. Así, al detectar hojas amarillas o algún otro “defecto”, no caigo uno den el drama y pueda “disfrutar de una forma realista del cuidado de las plantas de interior”. “No siempre estarán perfectas, eso es parte de su belleza, y de nuestro arte el saber apreciar cada instante como parte de esta bonita afición”, aclara.

ARTÍCULOS RELACIONADOS