Aquagym: los 4 beneficios de practicarlo y cómo saber si soy apto

Conocé las ventajas de practicar el aquagym.
Aquagym

El aquagym es una forma de ejercicio que se realiza en el agua, generalmente en una piscina. Es una actividad física que combina movimientos aeróbicos, estiramientos y ejercicios de resistencia, todo dentro del medio acuático.

Los expertos en esta disciplina sugieren que esta misma, puede ayudar a perder peso, eliminar la celulitis y tonificar el cuerpo más rápido que los ejercicios ordinarios.

Aquagym: los 4 beneficios de practicarlo y cómo saber si soy apto

Esto se debe a que el agua tiene mayor resistencia que el aire, lo que significa que caminar en el agua requiere más esfuerzo y, en última instancia, quema más calorías que caminar en tierra y en su defecto la celulitis.

En una sesión de aguagym el participante puede llegar a quemar entre 400 y 500 calorías por hora en una clase de ejercicios aeróbicos en la piscina.

Los beneficios de practicarlo

  1. Bajo impacto en las articulaciones: Debido a la flotabilidad del agua, el aquagym reduce el impacto en las articulaciones, lo que lo hace ideal para personas con lesiones o condiciones que limitan su capacidad para hacer ejercicio en tierra firme.
  2. Resistencia y fuerza: La resistencia del agua proporciona un entrenamiento efectivo para mejorar la fuerza muscular y la resistencia cardiovascular.
  3. Rehabilitación: El aquagym es utilizado en programas de rehabilitación debido a su capacidad para fortalecer los músculos y mejorar la movilidad sin causar tensión adicional en el cuerpo.
  4. Adecuado para todas las edades: El aquagym es una actividad adecuada para personas de todas las edades y niveles de condición física. Incluso las mujeres embarazadas pueden beneficiarse de esta forma de ejercicio.
Aquagym: los 4 beneficios de practicarlo y cómo saber si soy apto

¿Todos pueden practicar aquagym?

Para determinar si una persona es apta para practicar aquagym, es importante que se realice un chequeo médico completo. Algunos de los controles que podrían ser recomendados incluyen:

  1. Evaluación de la salud cardiovascular: Un examen médico para evaluar tu salud cardiovascular, incluyendo pruebas de presión arterial, frecuencia cardíaca en reposo y posiblemente un electrocardiograma (ECG).
  2. Evaluación de la salud de las articulaciones: Un especialista puede evaluar el estado de las articulaciones del futuro oracticante, especialmente si tienes antecedentes de lesiones o problemas articulares.
  3. Análisis de la salud general: Un chequeo general para evaluar tu estado de salud, incluyendo pruebas de laboratorio para verificar niveles de glucosa, colesterol, y otros marcadores importantes.
  4. Consultar con un especialista en medicina deportiva: Un profesional especializado en medicina deportiva puede proporcionarte una evaluación exhaustiva y recomendaciones específicas en relación a tu capacidad física y tus metas personales.
Aquagym: los 4 beneficios de practicarlo y cómo saber si soy apto

Es importante recordar que cada persona es única, por lo que los controles médicos necesarios pueden variar según las circunstancias individuales. Antes de comenzar cualquier programa de ejercicios, es fundamental consultar con un profesional de la salud para asegurarte de que estén en condiciones óptimas para participar en actividades físicas, incluyendo el aquagym.

ARTÍCULOS RELACIONADOS