Consejos para dormir mejor: recomendaciones de expertos para un descanso ininterrumpido

salud

Si no puedes dormir por las noches, te damos algunas recomendaciones para que pongas en práctica y logres mejorar tu descanso.

El insomnio crónico afecta a aproximadamente el 10% de la población mundial, mientras que entre el 30 y el 35% sufre algunos de sus síntomas. Ante esta realidad, es fundamental conocer técnicas que faciliten un adecuado descanso nocturno y promuevan la salud tanto física como mental.

¿Qué es el insomnio?

El insomnio es un trastorno del sueño que se caracteriza por la dificultad para conciliar el sueño, mantenerlo o despertarse temprano y no poder volver a dormirse. Esto conduce a una sensación de fatiga durante el día, falta de energía, irritabilidad y dificultad para concentrarse.

Dormir mal
Son varios los factores que pueden llevar a una persona a dormir mal.

Existen diferentes tipos de insomnio, que pueden ser temporales o crónicos. El insomnio agudo suele ser causado por situaciones estresantes o cambios en el entorno, como preocupaciones laborales, problemas personales o cambios en el horario de sueño. Por otro lado, el insomnio crónico se caracteriza por persistir durante al menos tres noches a la semana durante tres meses o más, y puede estar relacionado con trastornos de salud subyacentes, estrés crónico o trastornos psicológicos como la ansiedad o la depresión.

El tratamiento del insomnio puede variar según la causa subyacente, pero generalmente implica cambios en el estilo de vida, terapia cognitivo-conductual, medicamentos recetados o una combinación de estos enfoques. Es importante abordar el insomnio de manera adecuada, ya que puede afectar negativamente la calidad de vida y la salud en general si no se trata.

Grasa abdominal
Descansar las horas necesarias ayudará a cumplir con los objetivos diarios.

En busca de lograr un buen descanso

El doctor Eduard Estivill, reconocido médico español especialista en trastornos del sueño, ha establecido una serie de recomendaciones para garantizar un sueño reparador y sin interrupciones.

Establecer una rutina: Es crucial seguir una rutina antes de acostarse. Actividades como ducharse indican al cuerpo que es hora de descansar y liberar melatonina, la hormona que regula el ciclo del sueño.

Acortar la siesta: Limitar la siesta a un máximo de 30 minutos, ya que excederse puede provocar problemas de sueño y afectar la calidad del descanso nocturno.

Evitar el consumo de alcohol antes de dormir: El consumo de alcohol se relaciona con un sueño de menor calidad y puede interferir con la latencia del sueño, por lo que es recomendable evitarlo antes de acostarse.

Optar por una cena ligera y moderar el consumo de cafeína: Las cenas deben ser ligeras y consumirse varias horas antes de acostarse. Controlar la ingesta de cafeína también es importante para facilitar el sueño.

Ventilar la habitación: Es fundamental mantener la habitación bien ventilada para facilitar la regulación de la temperatura corporal durante el sueño.

No utilizar medias para dormir: Las medias pueden interferir con la circulación sanguínea y dificultar la inducción del sueño, por lo que es preferible evitarlas al acostarse.

Crear un ambiente propicio para dormir: Es importante que el entorno de descanso sea oscuro y silencioso para promover un sueño de calidad. Evitar el uso del celular antes de dormir puede contribuir a cumplir esta regla.

descanso
Dormir mal puede predispone a numerosas afecciones.

Descubre los secretos para un sueño reparador

El insomnio, un trastorno del sueño que afecta a una parte significativa de la población mundial, puede tener un impacto significativo en la calidad de vida. Ante esta realidad, es fundamental contar con estrategias efectivas para promover un descanso adecuado y prevenir los problemas asociados con la falta de sueño.

Los consejos proporcionados por el doctor Eduard Estivill, reconocido experto en trastornos del sueño, ofrecen un enfoque práctico y efectivo para abordar el insomnio. Desde establecer una rutina antes de acostarse hasta moderar el consumo de alcohol y cafeína, estas recomendaciones están diseñadas para ayudar a las personas a mejorar la calidad de su sueño y disfrutar de una vida más saludable y equilibrada.

Siguiendo estos simples consejos, es posible crear un ambiente propicio para el sueño, lo que puede marcar una gran diferencia en la calidad de vida de quienes sufren de insomnio. Promover hábitos saludables de sueño es esencial para garantizar un descanso reparador y rejuvenecedor, permitiendo que el cuerpo y la mente se recuperen adecuadamente para enfrentar cada día con energía y vitalidad.

Es importante recordar que esta es una noticia informativa y que de ninguna manera reemplaza el consejo médico. Ante cualquier duda, es necesario acudir a la opinión experta en los centros de salud más cercanos.

ARTÍCULOS RELACIONADOS