Batidos de verano: 2 recetas que vas a querer preparar todos los días

Los batidos son una gran opción para tus tardes de verano. Aquí te compartimos dos opciones.
Batidos de verano

Los batidos saludables con frutas son una excelente opción para obtener nutrientes esenciales de una manera deliciosa. Aquí tienes una receta sencilla para un batido saludable:

BATIDOS DE FRUTAS SALUDABLE

Ingredientes:

  • 1 plátano maduro
  • 1 taza de fresas (o la fruta de tu elección, como mango, piña o bayas)
  • 1 taza de espinacas frescas
  • 1/2 taza de yogur natural o leche de almendras (o cualquier leche de tu preferencia)
  • Miel o edulcorante natural al gusto
  • Cubitos de hielo (opcional)
Batidos de verano: 2 recetas que vas a querer preparar todos los días
Puedes utilizar miel para endulzar. Fuente: (Google).

Instrucciones:

  1. En una licuadora, combina el plátano, las fresas, las espinacas, el yogur o la leche, y la miel.
  2. Mezcla todo hasta obtener una consistencia suave y homogénea. Si lo prefieres más frío, puedes agregar cubitos de hielo antes de licuar.
  3. Prueba el batido y ajusta la cantidad de miel si es necesario.
  4. Sirve en un vaso y disfruta este imperdible batido.

Este batido es una forma deliciosa y refrescante de incorporar frutas y vegetales a tu dieta diaria.

Batidos de verano: 2 recetas que vas a querer preparar todos los días
Batidos de verano.

Una segunda opción de batidos saludable

Otra opción deliciosa es el “Batido de Fresas y Espinacas“. Aquí tienes una receta sencilla para que puedas prepararlo en casa:

BATIDOS DE FRESAS Y ESPINACAS

Ingredientes:

  • 2 tazas de espinacas frescas
  • 1 1/2 tazas de fresas frescas o congeladas
  • 2 cucharadas de semillas de chía o semillas de cáñamo
  • 1 plátano maduro
  • 1 taza de agua o leche de almendras (o cualquier leche de tu preferencia)
  • Miel o edulcorante natural al gusto
Batidos de verano: 2 recetas que vas a querer preparar todos los días

Instrucciones:

  1. En una licuadora, combina las espinacas, las fresas, el plátano, las semillas de chía o cáñamo, y el agua o la leche.
  2. Mezcla todo hasta obtener una consistencia suave y homogénea.
  3. Prueba el batido y ajusta la cantidad de miel si es necesario.
  4. Sirve en un vaso y disfruta.

Este es uno de los tantos batidos refrescantes, nutritivos que está lleno de vitaminas y minerales gracias a las fresas y las espinacas. Y aunque la combinación pueda no convencerte, cuando lo pruebes no querrás reemplazarlo más.

ARTÍCULOS RELACIONADOS